Día 107: Ola gigante…

No puedo asegurar si esta visión fue real o fruto de una indigestión. No puedo saber si estaba despierta o profundamente dormida.

Estaba sentada en mi sillón de madera y una terrible rugido me hizo levantar la cabeza y fijarla en el horizonte. No era una barco ni una bandada de pájaros los que emitían ese ruido. Era agua, nada más que agua. Una inmensa pared de agua que avanzaba perpendicular a mi paraíso sin llegar a rozarlo.

No se cual era su destino, pero de haber llegado a mi playa, tanto yo como mi isla hubiéramos sido borradas de un hipotético mapa.

ガンバッテ – Ganbatte

Anne

Anuncios

3 comentarios en “Día 107: Ola gigante…

  1. Quienes te estiman dieron -estoy seguro- mil gracias a la magia de la isla por protegerte de la ola, como yo las doy, ahora que conozco tu historia.

    Las olas no pasan nunca de largo. No hay perpendicularidad posible a la orilla circular de una isla.

    Gracias, Cabo Leeuwin.

    Salud y suerte.

    Le gusta a 1 persona

Tus comentarios me alimentan....

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s