Día 239: De cielos y tormentas

image

Cielo
Leeuwin
antes de
una
Tor-Men-Ta.

Anuncios

2 comentarios en “Día 239: De cielos y tormentas

  1. Van Rap:

    Tal y como lo cuentas he sentido la sensación de estar en un barco justo antes de una tormenta.

    Desgraciadamente a Cabo Leeuwin no llegan barcos, y aunque si lo hicieran no podría embarcarme por mi facilidad extrema para el mareo.

    Saludos,

    Anne

    Le gusta a 1 persona

  2. ¡Qué belleza!

    Los cumulonimbos sobre la cabeza, la mar de color plomizo y consistencia sólida, las crestas blancas como falsas banderas de paz, y los rociones, mezcla de mar y viento, cegándote una y otra vez.

    La belleza… y después el respeto, y quizás el miedo. Respeto preventivo, miedo para subir la adrenalina: cogerte firmemente a la brazola, separar los pies y convertir tus piernas en ballestas que absorben los empellones de los balances, y apretar los dientes… mientras realizas los mismos trabajos que si estuvieras atracado en puerto seguro…

    Toca arranchado a son de mar, Anne.

    Salud, suerte y cobijo.

    Le gusta a 1 persona

Tus comentarios me alimentan....

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s